16 de julio de 2015

SANDRONE DAZIERI: NO ESTÁ SOLO



 
Sandrone Dazieri (Cremona, 1964) ha estado estos días en la Semana Negra de Gijón presentando No está solo, su primera novela traducida al español. Dazieri (cocinero antes de ser periodista, ensayista, novelista y guionista de éxito) proclama el fin de la novela negra (“en los últimos años se ha estado repitiendo mucho”) y el advenimiento del thriller (lo que quiera que signifique: no entraremos en definiciones) como género más eficaz para representar nuestro mundo. Etiquetas al margen, Sandrone Dazieri hace diana con una novela con todos los ingredientes para ser uno de los bombazos editoriales del año, película y secuela incluidas.
No está solo arranca con la desaparición de un niño y el asesinato de su madre. Oficialmente el sospechoso es el padre y marido. Sin embargo, Alfredo Rovere, Jefe de la Brigada Móvil de Roma encarga una investigación paralela que remite a una larga serie de secuestros de niños ocurridos durante décadas. A partir de aquí, Dazieri engrana con habilidad y ritmo una trepidante trama que no desmaya en más de 500 páginas, aunque en mi opinión el principal atractivo de la obra radique en sus protagonistas, una tan improbable como bien resuelta pareja de investigadores: Colomba Caselli y Dante Torre.
Colomba Caselli, joven y guapa, es una inspectora en excedencia que todavía sufre las consecuencias anímicas y profesionales de una desastrosa operación policial que costó la vida de muchos inocentes y que la retuvo durante semanas en el hospital. Su antiguo jefe la pone en contacto con Dante Torre, un genial consultor experto en investigaciones sobre abusos de menores. El propio Torre fue secuestrado y encerrado en un estrecho silo durante once años por un desconocido al que llamaba el Padre (Uccidi il padre, es el título original). Como resultado de la traumática experiencia conserva infinidad de miedos y fobias, así como una extraordinaria capacidad de observación.
Con No está solo batirás tus registros de velocidad lectora mientras lamentas ver cómo se acaba.

Sandrone Dazieri: No está solo, Alfaguara Negra, traducción de Xavier González Rovira, 2015.

Licencia Creative Commons

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada